Un AgroMarketing Omnicanal. ¿Porque lo tengo que hacer?

agromarketing omnicanal-bialar

¿ Agromarketing Omnicanal ? – Estamos parados en una era digital muy confusa para el agro. En las empresas agroindustriales existen varias generaciones que viven de modos diferentes las experiencias de las marcas agropecuarias. Todas tienen hoy en día un contacto y relacionamiento distinto en lo que a la tecnología se refiere.

Muchos directivos del agro me comentan que el social media ha tapado a la interacción face to face, que internet abrió un mundo infinito de información al alcance del agricultor, tan solo la acción de comprar con un solo clic sin bajarse de la camioneta, marca un hecho concreto. Los clientes del campo tienen diferentes formas de tomar contacto con una empresa.

El cliente, agricultor, productor, ingeniero o veterinario o como lo queramos denominar, ya no responde de inmediato al impacto de una marca. Es más, dicho estímulo es puesto a consideración y cuestionamiento cuando nuestra persona objetiva releva, investiga y se expresa en las redes sociales, buscando conocer la experiencia de otras personas antes de tomar una decisión.

Todo ha cambiado. Pensar en aquellos centros telefónicos con cientos de operadores comunicándose con los clientes, a encontrarnos a día de hoy, que el cliente ha modificado su conducta debido al “do it your self”, utilizando tutoriales o por medio de las conocidas FAQ’s, respondiendo consultas por chat, email, inbox de Facebook, algún que otro tweet, dando uso al WhatsApp, el tradicional SMS y mucho más. Es decir, el cliente del agro es quien define el modo y tecnología de contacto con la empresa, algo empático a él y a sus posibilidades, esté donde esté. Esto genera la obligación a las empresas del agro a moverse de la zona de confort y preparar más terreno fértil, que sirva de contacto para construir puentes de comunicación bidireccional, en el lugar donde el cliente se esté moviendo.

Entonces, es claro como el agua, que las estrategias de comunicación agropecuaria además de romper esquemas y nudos mentales, tienen que aplicar agromarketing omnicanal o multicanal. Los desafíos en estos términos se incrementan, no solo en lo que a tecnología se refiere, sino que cada canal tiene su propio carácter e impronta comunicacional.

Cuando un agricultor decide quejarse por algo que no le ha gustado de la marca o servicios, es el momento de preparase para recibir un potencial temblor en las redes sociales.

Tenemos frente a nosotros la aventura de construir y desarrollar nuestra propia agrocomunidad. Sostenerla, mantenerla dinámica con productos, servicios y medios que no solo sean eficientes y funcionales, sino que profundicen en la emoción.

Simplemente escuchar, abrir los ojos, iluminar el camino y sembrar semillas digitales. Es preciso saber las capacidades tecnológicas y los recursos con los que nuestra empresa dispone hoy en día, detectar cuáles son los dispositivos con los que nuestros clientes se expresan, analizar las interacciones, tener presencia en los micro momentos digitales, dotarse de flexibilidad y dinamismo.

Multicanal es como diversificar los cultivos, diversificar los canales de comunicación, sembrar campos de interacción y establecer los formatos ad hoc, valorando la experiencia del agricultor en cada mensaje.

La aplicación de estrategias omnicanal o multicanal desafían a las agroindustrias a edificar puentes de interacción con el productor agropecuario.

¿Porque lo tengo que hacer?– me ha preguntado un gerente comercial y mi respuesta fue inmediata – Si no lo haces, la competencia lo hará.

 

Ing. Agrónomo Mariano Larrazabal

Manager – Bialar. Expertos en Agromarketing

info@bialar.com

 

 

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *